• sábado 28 de enero del 2023

El GOB acusa a PSIB, MÉS y Podemos de maniobrar para aceptar un estacionamiento en suelo rústico en Cala Agulla

img

Cree que no hay justificación alén de la "conveniencia" para el dueño de la finca, que es el explotador del aparcamiento de hoy que hay que sacar

PALMA, 30 Sep.

El conjunto ecologista GOB ha criticado este viernes a PSIB, MÉS per Mallorca y Unidas Podemos por enseñar una enmienda para declarar de herramienta pública el estacionamiento alterno al aparcamiento ilegal en Cala Agulla y de esta manera hacer más simple "de manera vergonzosa" su construcción, en suelo rústico general.

En un aviso, el GOB ha lamentado que los conjuntos de la izquierda "acreditan de esta manera" las pretenciones del Ayuntamiento para crear un estacionamiento en esta finca, cuyo dueño es el explotador de otro estacionamiento en la región que el plan de ordenación de elementos naturales ordena a sacar.

La parcela en cuestión está situada en parte en una región particular ANEI y está perjudicada por una APR de incendios. Toda la parcela está en el área de protección de costas y una sección está incluida en la servidumbre de protección de la ley de Costas.

Se trata de los terrenos al lado del estacionamiento "alegal" de hoy, que fueron adquiridos en 2018 por el explotador del aparcamiento una vez que se rescindiera el contrato de alquiler. En su instante solicitó la declaración de interés general para mover el estacionamiento. Se comenzaron proyectos y movimientos de tierras --sin permiso según el GOB, que denunció las proyectos y presentó alegaciones--. Finalmente el promotor renunció de la solicitud de interés general.

Sin embargo, este año el Ayuntamiento ha consensuado una opción alternativa al estacionamiento de hoy en una localización coincidente, previendo condiciones como aptitud para hasta 450 turismos, construcciones de madera desmontables y electricidad a través de placas solares, por ejemplo. El GOB ahora denunció públicamente, hace menos de un mes, la resolución municipal.

El conjunto ecologista piensa que toda esta operación "podría ser un caso claro de prevaricación administrativa, por no estar en lo más mínimo justificado". La entidad comprende que la iniciativa no está avalada por "ningún método ni técnico ni jurídico" y también influye en que este movimiento no se enseña "alén de la conveniencia por la parte de la propiedad de hoy de los terrenos" que "los adquirió ahora con intención de explotar el nuevo estacionamiento para Cala Agulla".

El GOB ha señalado asimismo que la enmienda fue presentada "en el último instante" y que, basándose en una ley franquista sobre expropiación forzosa, "establece la urgente ocupación de recursos y derechos damnificados", predeterminando el estacionamiento más allá de que no esté sosprechado en ningún plan. Además influye en que la aptitud sosprechada, de 450 plazas, "sobrepasa con creces la planteada" previamente, de 320, y que está sobre la ratio del Plan de Intervención de Ámbitos Turísticos (PIAT) para esta playa.

Igualmente censura que la enmienda de los conjuntos de la izquierda confunde "en lo que se refiere a las edificaciones de la parcela, los accesos, la titularidad y los trámites ambientales".

Más información

El GOB acusa a PSIB, MÉS y Podemos de maniobrar para aceptar un estacionamiento en suelo rústico en Cala Agulla