• viernes 09 de diciembre del 2022

La Unidad de Diagnóstico Infantil de Atención Temprana del Govern atiende de año en año a mucho más de 1.600 pequeños

img

PALMA, 16 Jun.

La Conselleria de Asuntos Sociales y Deportes, mediante la Unidad de Diagnóstico Infantil de Atención Temprana (UDIAP), atiende de año en año mucho más de 1.600 pequeños y sus familias.

En una publicación oficial, la Conselleria explicó este jueves que hablamos de un servicio al que se puede entrar mediante los expertos del ámbito sanitario, educativo y popular o por idea de las familias. La UDIAP es la unidad encargada de advertir si un niño está tolerando adversidades de avance madurativo o está a puntito de sufrirlas.

La consellera Fina Santiago explicó que en el momento en que a una familia se le enseña que su niño tiene adversidades de avance esta familia precisa "colaboración, asistencia, acompañamiento... y su niño precisa algún género de régimen".

"De ahí que la administración, el Govern de les Illes Balears, por medio de la Conselleria de Asuntos Sociales y Deportes, tiene la unidad donde se valora esta situación, donde se diagnostica y se hace un pronóstico. Y después si el niño precisa régimen es derivado a los servicios de régimen de atención temprana", dijo.

Una vez valorados los pequeños son derivados a los Sediaps, servicios de avance infantil y atención temprana de la Red Pública, formada en la mayoría de los casos por entidades del tercer campo que hacen la intervención terapéutica por medio de la concertación con la Conselleria. En total el servicio está concertado con 12 entidades: nueve en Mallorca, 2 en Ibiza y Formentera y una en Menorca.

A través de estos recitales con las entidades, la Conselleria permitió que en 2021 se hiciesen precisamente 143.578 sesiones de Atención Temprana con una inversión de 5,7 millones de euros.

Este número de sesiones, piensa mucho más que duplicar la cifra de las sesiones que se hacían en 2015. Hace seis años se hicieron 64.243 (al 2021 143.576) lo que piensa un aumento del 123%.

Con todo, Santiago ha asegurado que esta composición entre la administración pública, la Conselleria de Asuntos Sociales y todo el tercer ámbito "lo debemos sostener, es una composición indispensable para estas familias y estos pequeños". "Con estas actuaciones lo que hacemos es achicar el encontronazo y impulsar las habilidades que tienen los pequeños. Al fin y al cabo, hacer más simple su integración popular y escolar", ha añadido.

Más información

La Unidad de Diagnóstico Infantil de Atención Temprana del Govern atiende de año en año a mucho más de 1.600 pequeños