Crónica Baleares.

Crónica Baleares.

Ureña califica de "inverosímil" la supuesta colaboración entre el Govern de Prohens y la trama para caducar la reclamación.

Ureña califica de

En una comparecencia en la Comisión de Salud del Parlament, el director general del IbSalut, Javier Ureña, ha calificado como "inverosímil" cualquier acuerdo entre el Govern de Marga Prohens o el Servei de Salut con la trama Koldo para caducar un expediente de reclamación por mascarillas fraudulentas adquiridas durante la pandemia a la empresa Soluciones de Gestión y Apoyo a Empresas.

El diputado del PSIB Carles Bona ha expresado su descontento por la falta de referencias sobre este tema en la intervención inicial de Ureña, que realizó una cronología de la compra de las mascarillas en 2020 y la reclamación posterior, señalando al Govern de Armengol como responsable de abrir las puertas a la presunta trama corrupta.

Ureña ha negado rotundamente la posibilidad de un acuerdo entre la empresa y el Ejecutivo para la caducidad del expediente y ha enfatizado que ninguna persona relacionada con la empresa investigada por la Audiencia Nacional ha mantenido contacto con el actual Gobierno.

En relación al motivo de la comparecencia, Ureña ha explicado que el desistimiento del expediente de reclamación se debió a errores en la reclamación inicial, que hubieran impedido la recuperación del total de 3,7 millones de euros y presentaba vicios de nulidad.

El diputado socialista Carles Bona ha criticado a Ureña por centrarse en el motivo de la comparecencia y realizar un discurso con contenido político en lugar de abordar otras cuestiones planteadas por la oposición.

La presencia de Javier Ureña en la Comisión de Salud del Parlament se produce en medio de una denuncia presentada por el PSIB en su contra por prevaricación administrativa, malversación de caudales públicos y tráfico de influencias, lo que ha llevado a un juzgado de Palma a iniciar diligencias.

Además, la comparecencia de Ureña coincide con el inicio de las comparecencias en la Comisión de investigación sobre la compra y reclamación de mascarillas durante la pandemia a la empresa de la trama Koldo, donde Ureña será el último en comparecer el próximo 7 de junio, según el calendario aprobado.

En marzo, el Ejecutivo anunció el desestimiento de la reclamación iniciada por el anterior Govern al considerarla inviable y comenzó un nuevo expediente para declarar nulo el contrato en origen y reclamar el total de 3,7 millones de euros.