Crónica Baleares.

Crónica Baleares.

Dos patrones de una patera con 28 pasajeros, incluyendo menores y una embarazada, en prisión provisional.

Dos patrones de una patera con 28 pasajeros, incluyendo menores y una embarazada, en prisión provisional.

La patera, que llevaba dos días a la deriva, fue interceptada en Cabrera.

PALMA, 20 Jul. - Dos jóvenes, de origen argelino, detenidos como presuntos autores de patronear una patera con 28 personas a bordo, entre ellas dos niños de 3 y 12 años y una mujer embarazada, han ingresado en prisión provisional tras pasar a disposición del juzgado de instrucción en funciones de guardia.

Según ha informado la Policía Nacional en Palma este jueves en nota de prensa, los individuos fueron arrestados por un delito de favorecimiento de la inmigración irregular con grave riesgo para la vida de las personas y contra los derechos de los ciudadanos extranjeros.

Los hechos ocurrieron el pasado 12 de julio, cuando se detectó una embarcación tipo patera en Cabrera. Una vez interceptada, sus ocupantes fueron rescatados por Salvamento Marítimo y trasladados a puerto, pasando a disposición judicial de la Brigada Provincial de Extranjería y Fronteras de la Policía Nacional.

Entre los pasajeros, un total de 28, había cinco mujeres --una embarazada de 28 semanas-- y 23 hombres, dos de ellos menores. Además, eran originarios de Benín, Ghana, Argelia y Marruecos.

Al punto de rescate se desplazó un helicóptero medicalizado para recoger a dos de las mujeres y al niño de 3 años, que fueron trasladados al hospital para ser atendidos.

Paralelamente, la UCRIF de la Policía Nacional se hizo cargo de la tramitación de los correspondientes expedientes de devolución en aplicación de lo estipulado por la Ley de Extranjería y de las gestiones oportunas de investigación para esclarecer los hechos y averiguar quienes eran los patrones de la patera.

De este modo, se comprobó que la embarcación llevaba dos días a la deriva en el momento de ser rescatada tras quedarse sin combustible, por lo que sus ocupantes se encontraban en grave riesgo para sus vidas.

Las personas trasladadas en helicóptero presentaban síntomas de deshidratación. Igualmente, se averiguó que uno de los migrantes ya había entrado en España con anterioridad de la misma manera, concretamente en octubre de 2021, y que no pudo ser expulsado. Ese mismo individuo, al parecer, acabó volviendo a su país por sus propios medios.

Los investigadores, finalmente, identificaron a los dos presuntos patrones de la patera, uno de ellos la persona que ya había estado en Mallorca y había vuelto a su país, siendo detenidos y puestos a disposición judicial.