Crónica Baleares.

Crónica Baleares.

Hombre es condenado a dos años de cárcel por abuso sexual continuado hacia su sobrino político menor de edad.

Hombre es condenado a dos años de cárcel por abuso sexual continuado hacia su sobrino político menor de edad.

El juicio de un hombre acusado de abusar sexualmente de su sobrino político menor de edad ha finalizado en un acuerdo entre las partes. El individuo ha aceptado una sentencia de dos años de prisión, con el atenuante de reparación del daño al haber abonado previamente la responsabilidad civil que se solicitaba, que ascendía a 14.000 euros. Además, se ha impuesto al individuo la medida de libertad vigilada durante ocho años, la inhabilitación de ejercer cualquier profesión que conlleve contacto con menores durante siete años y la prohibición de acercarse a menos de 300 metros o comunicarse con la víctima durante ocho años.

La pena privativa de libertad ha sido suspendida, bajo la condición de someterse a un programa formativo de educación sexual y no cometer ningún delito durante un período de cuatro años.

La Fiscalía ha detallado los actos delictivos durante su escrito, en el que ha afirmado que el procesado esperaba a que su esposa se levantara de la cama cada viernes para abusar sexualmente de la víctima. La acusación sostiene que estos hechos se repetían casi todas las semanas desde 2014 hasta 2018, cuando el menor dormía en el domicilio del acusado ubicado en Sóller.

Además, el fiscal ha indicado que en otra ocasión el acusado obligó al menor a realizarle tocamientos en el garaje de su vivienda. Otra vez, se tumbó junto al menor en la cama de la abuela del niño y repitió acciones similares. Los hechos se habrían repetido al menos en tres ocasiones más, una de ellas mientras el acusado estaba en compañía de su esposa y el hermano menor de la víctima.

El encausado amenazó al menor durante todo este tiempo, diciéndole que no debía contar lo que ocurría porque podía ocasionar problemas y le prometía regalos que nunca le compraba. En diciembre de 2020, un juzgado de Palma dictó orden de alejamiento en favor del menor y la prohibición de que el acusado fuera a Sóller, excepto para acudir a su lugar de trabajo.